Metodología de trabajo

Nos ha parecido importante tener un capítulo en el que expliquemos nuestra forma de trabajo. Creemos en nuestra metodología, creemos que es buena y creemos que es la que nos conduce a los mejores resultados.

La metodología de trabajo de perCapita se basa en los siguientes puntos:

  • Análisis
    • Un análisis concienzudo es una garantía de obtener un buen resultado. Si se conoce el problema, se conoce parte de la solución.
    • La clave para hacer un buen programa es entender las inquietudes, las necesidades y los procesos del cliente, así como los resultados que espera obtener, para poder ofrecer el mejor servicio.
    • Consideramos muy importante sentarnos con el cliente y escuchar para entender y para interpretar.
  • Desarrollo.
    • El paso siguiente es la programación, es decir, una vez entendido el proceso, hay que ser capaz de traducirlo al mundo digital, hay que trasladar los flujos físicos y acompañarlos con flujos lógicos, y hay que hacerlo de manera que ambos confluyan y cuadren entre sí.
    • Todo ello tiene que hacerse de manera que suponga la mínima molestia al usuario, y que le permita experimentar que realmente su trabajo sirve, y que usando esta nueva tecnología, gana tiempo.
    • Si no es así, hay que hacer todo lo posible para reconducir la situación y hacer que sea posible cumplir el objetivo marcado.
  • Puesta a punto
    • Una vez hecha la programación, llega la fase de puesta a punto, en la que se realizan las primeras pruebas con el/los usuario(s).
    • Estas pruebas permiten probar el sistema en condiciones reales y obtener algo fundamental: la realimentación del usuario, que es quien está al pie del cañón de forma continua.
  • Corrección de errores
    • Si durante la puesta a punto surgen problemas o errores, hay que subsanarlos de la mejor manera posible para conseguir los objetivos marcados.
  • Puesta en producción y mantenimiento.
    • Una vez superadas las fases anteriores llega el momento de poner en producción el software, es decir, de instalarlo a los usuarios que lo necesiten, de configurarlo, de explicar el funcionamiento, y en caso necesario, realizar las tareas de mantenimiento necesarias.
  • Mejora continua.
    • Este punto es realmente interesante, ya que se basa en ir mejorando los programas a medida que los usuarios van informando, y también a medida que se van incorporando al mercado nuevas soluciones que hacen posible esta mejora continua.